|

Propuesta de programa de inclusión laboral para jóvenes




Descripción del proyecto:

El programa de Inclusión Laboral para Jóvenes es una propuesta que busca atender la baja inserción, permanencia e ingreso laboral de las y los jóvenes entre 14 y 29 años de edad en situación de pobreza que habitan en zonas urbanas, que no estudian o que trabajan en condiciones de precariedad. El programa subraya la importancia de proveer servicios de vinculación con el sector productivo y asesoría social, así como capacitación teórica y práctica a través de pasantías que busquen dotar a las y los jóvenes de las capacidades demandadas por los empleadores. También resalta la necesidad de otorgar una certificación reconocida por el sector productivo, además de servicios de intermediación laboral.

De acuerdo con el estudio, las experiencias internacionales han demostrado que un programa de inclusión laboral tiene mayor probabilidad de generar impactos significativos en sus beneficiarios si incluye seis elementos: a) capacitación teórico-práctica; b) capacitación para el desarrollo de habilidades socioemocionales; c) servicios de asistencia personalizada; d) servicios de intermediación laboral; e) un sistema de incentivos para el sector productivo (subsidio al salario para beneficiarios que están inscritos en pasantías, por ejemplo); y f) un esquema de vinculación entre gobierno, sociedad civil y sector empresarial.

Una de las conclusiones más destacadas de esta propuesta es que un aumento de aproximadamente el 4% en la inversión federal que se hace en los jóvenes mexicanos, focalizado en cinco de los rubros mencionados en el párrafo anterior, aumentaría sustancialmente sus posibilidades de ingresar en el sector productivo formal y contribuir a mejorar la formación de capital humano. Este cálculo se hace con base en el presupuesto que el Gobierno Federal invierte en educación, salud, nutrición y apoyos del programa Oportunidades para un joven en situación de pobreza, desde su nacimiento hasta su graduación de preparatoria, que entre 2008 y 2010 se estimó en $579 mil pesos.

Los cinco rubros específicos en los que se propone proveer servicios y apoyo, son:

-Vinculación con el sector productivo. Esto para definir claramente las áreas en las que la industria requiere empleados, así como las competencias que solicita. Además, se acordarían pasantías en las compañías.

-Servicios de asesoría social especializada. Se propone que un mentor especializado en psicología o recursos humanos se informara sobre cada caso en particular para aportar recomendaciones pertinentes a cada individuo.

-Capacitación mediante pasantías y prácticas en empresas. Parte de la propuesta es que las empresas se comprometan a contratar al 70% de las y los jóvenes que concluyan un proceso de capacitación y completen un periodo de pasantía como sus trabajadores.

-Emisión de certificados para validar la adquisición de habilidades por parte de los jóvenes. Para respaldar que los jóvenes beneficiados cuentan con las habilidades contempladas en este programa, se propone emitir certificados que lo validen.

-Servicios de intermediación laboral. El programa brindaría herramientas para que los jóvenes beneficiados realizaran una presentación adecuada de sus capacidades a través de su currículum vitae. Además, los asesoría para que se vincularan a bolsas de trabajo y ferias de empleo.

Este estudio también señala algunas de las causas más significativas del problema de inserción laboral juvenil. Ellas son: insuficiente acceso a oportunidades de capacitación; ausencia de programas de capacitación integrales que estén específicamente diseñados para atender las necesidades de los jóvenes; desconexión entre las habilidades que los empleadores demandan y las que poseen los jóvenes como resultado de la educación recibida; deserción escolar. Además, se identifica un trabajo escaso, a través del sistema escolarizado, en la formación de capacidades socioemocionales.

El pasado jueves 9 de mayo de 2013, Alberto Saracho, fundador y Director de Fundación IDEA, entregó al Presidente Enrique Peña Nieto el diseño del "Programa de Inclusión Laboral para Jóvenes" en el marco del Foro Nacional "México Próspero" del Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018. Durante el evento, el Presidente Peña Nieto refrendó su compromiso de alcanzar un México próspero, incluyente y de desarrollo, cuyo objetivo es lograr el crecimiento económico sostenido y sustentable que permita reducir la pobreza y elevar la calidad de vida de la población. El diseño del Programa de Inclusión Laboral para Jóvenes fue posible gracias al financiamiento de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, USAID. 

 

 

Más material
de Fundación IDEA

Visita nuestros perfiles en las redes

TwitterLinkedInFacebook

Lo más consultado

|